Industria hípica y Agenda ecuestre

Todo acerca de la cultura del caballo

Trabajar con caballos: un “peligro” o una “oportunidad”

Por PILAR BESADA

La prohibición del INAU de que menores trabajen con caballos trajo quejas de los sectores de la hípica, que afirman que esta limitación no se aplica en ningún país del mundo, y que la actividad ayuda a sacar a los jóvenes de Maroñas de la calle.

En 2008 el INAU intensificó los controles en Maroñas para asegurar que no trabajen menores de 18 años. El INAU esgrime los convenios internacionales de la OIT firmados por el país, y considera que el trabajo con animales es riesgoso.

Con el recambio de autoridades en el INAU, la comunidad de la hípica tiene esperanzas de cambios, ya que el nuevo presidente, Javier Salsamendi, se comprometió a volver a discutir el tema en los próximos meses. El director de Casinos, Javier Cha, conversó con Salsamendi sobre el interés de crear una Escuela de jockeys en Maroñas, con 16 años como edad mínima.

Otras figuras del ámbito político, como el senador socialista Daniel Martínez y el senador blanco Jorge Larrañaga, expresaron a Salsamendi la inquietud de bajar la edad de entrada al mundo de la hípica.

“Si se logra separar claramente lo que es el trabajo de la vida de las apuestas, veo con muy buenos ojos la posibilidad de flexibilizar la participación al menos de mayores de 16 años”, afirmó Martínez. “Para alguna gente el trabajo con caballos es una forma de integrarse a la sociedad y al mundo del trabajo. Desde ese punto de vista me parece negativo no ofrecer esa posibilidad”, agregó.

Según Larrañaga, “es un absurdo pensar que alguien puede aprender a ser jockey a partir de los 18 años”, y señaló que la prohibición “no existe en ninguna parte” del mundo. “¿Es preferible que los adolescentes estén en una esquina consumiendo pasta base o bebiendo alcohol en lugar de estar sometidos a una disciplina de trabajo”, preguntó.

“Si vamos al riesgo, entonces los menores no pueden correr karts, ni practicar boxeo, ni jugar al fútbol o al polo, hasta que la edad lo permita”, indicó. Larrañaga dijo que Salsamendi tiene “buena disposición” a discutir el tema.

Salsamendi comentó a El País que “por el momento se continúa la política institucional, en el marco de los convenios internacionales”. Agregó que hasta el momento no ha “tenido tiempo”, de discutir la cuestión, a pesar de que ha recibido “muchas inquietudes de varios ámbitos vinculados a la hípica”.

jockey Se busca. Para la comunidad de la hípica, la participación de menores en el ambiente es necesaria para el surgimiento de nuevos jockeys.

José Luis Mengot, entrenador y directivo de la Asociación de Entrenadores y Jockeys, señaló que actualmente todos los jockeys de punta tienen en promedio 30 años. “No hay recambio”, señaló. “Se ha perdido una generación o varias, de jockeys. No hay aprendices, y algunos se fueron a Argentina para hacer la escuela de jockeys allá”, afirmó Mengot. En la Escuela de jockeys aprendices del Jockey Club Argentino, el requisito es tener entre 15 y 19 años.

Larrañaga recordó que Uruguay es “cuna de grandes joc-keys latinoamericanos por una razón elemental, y es que los niños desde muy pequeños aprenden a dominar los secretos de un caballo”.

El entrenador y legendario jockey, Walter Báez, comentó que Maroñas “debe ser el hipódromo con menos aprendices del mundo”, y recordó que en países como Argentina, Brasil, Paraguay, Estados Unidos y Emiratos Árabes no se aplica la normativa que prohíbe el trabajo de menores. Hoy en Maroñas corren solo dos aprendices, que en poco tiempo se convertirán en jockeys. “El riesgo está en la calle. Si logramos sacar a los jóvenes de ahí y traerlos a una fuente de trabajo, pienso que no hay tanta cosa para discutir”, señaló Báez.

“Cuando tenía 12 años me parecía que los días eran más largos. Iba a la escuela, trabajaba en una panadería, vareaba y jugaba al fútbol”, recordó Báez, que vivía a tres cuadras del hipódromo de Maroñas.

Según Báez, la actividad “da muchas posibilidades de ascender, si se empieza joven”. A sus 63 años, Báez sigue en el rubro.

Además de jockeys, el ambiente da la posibilidad de realizar otros oficios, como el de vareadores (quienes ejercitan a los caballos), cuidadores de caballos o entrenadores.

Según un censo realizado en 2009, la hípica genera unos 28.000 puestos de trabajo directos en todo el país. Sumadas las áreas indirectas, la actividad emplea unas 50.000 personas.

El entrenador de caballos de carrera, Loreto Villarreal, comentó que a los 18 años, los jóvenes “ya tienen muchos vicios”. “Si los agarrás a los 14 años, tenés la posibilidad de formarlos, y alejarlos de las malas juntas”, comentó.

Villarreal afirmó que “incluso, los entrenadores actúan como segundos padres, evitan que se desvíen”. A su vez, comentó que los jóvenes “se incentivan porque tienen una entrada económica y un puesto de trabajo”.

Para Mengot, la creación de una escuela de jockeys debería ir acompañada de una ley que asegure que los menores continúan con sus estudios, y que contemple su desarrollo integral. La escuela de jockeys enseña a lidiar con un caballo de carrera, a estribar una montura, a ejercitarse para correr carreras y los cuidados en la nutrición de los jockeys.

Intransigente. La postura de la directora de Inspección laboral del INAU, Graciela Pardo, es determinante. Según Pardo, el trabajo en el hipismo “está dentro de lo que en 2005 el Comité de Erradicación del Trabajo Infantil consideró como trabajo peligroso”. El listado de este tipo de trabajos incluye, entre otros, el trabajo en la construcción, el trabajo en altura, con agrotóxicos o con basura.

Según Pardo, “no está a consideración del INAU bajar la edad” de trabajo en el hipismo. De hecho, “lo que se aconseja desde el departamento es subir la edad” de entrada al mundo del trabajo, afirmó.

Lo que el INAU considera riesgoso es “en primer lugar, el contacto con el animal, que puede ser motivo de transmisión de enfermedades, y el riesgo de que un caballo patee, empuje a un menor, o lo arrime contra una cerca”. Por otro lado, según la jerarca, “también habría que valorar si no hay un riesgo moral en lo que significa el sistema de apuestas”.

Mujica y Lacalle coinciden en la necesidad de flexibilizar la legislación del trabajo de menores
A pesar de la postura contraria del INAU, el presidente de la República, José Mujica, y el presidente del Directorio del Partido Nacional, Luis Alberto Lacalle, coinciden en la necesidad de flexibilizar las restricciones para el trabajo de los menores. Durante la campaña electoral y también durante un Consejo de ministros en agosto, Mujica afirmó que es proclive a que desde los 10 o 12 años los niños puedan trabajar con sus padres, y que los mayores de 15 que abandonaron los estudios puedan trabajar.

“A los niños hay que protegerlos, la manera que hay de hacerlo es educando. Que aprendan a tener responsabilidad, tener la garantía de que tiene sus pesitos, que se los ganó él, que los gasta con su discernimiento, eso es más digno a que tenga que salir a mangar por ahí”, afirmó Mujica.

Por su parte, Lacalle consideró recientemente que “la legislación actual es tan absurda que en el campo no deja trabajar a caballo a los muchachos, pero andan desde los cinco años para ir a la escuela. Hay que legislar de acuerdo a la realidad”, dijo. “La primera vez que uno cobra un sueldo, tiene la sensación de haber ingresado en otro nivel de dignidad, de autonomía. En vez de estar mal entretenidos, muchos querrán trabajar y se darán cuenta que por ahí está el camino”, agregó el líder nacionalista, que actualmente elabora junto a su hijo, Luis Lacalle, un proyecto de ley para modificar la normativa con respecto al trabajo de menores.

En tanto para el INAU, la edad mínima para comenzar a trabajar se fijó desde 1977 en los 15 años, aunque la intención es aumentar ese mínimo a 16 años, según afirmó la directora de departamento de Inspección laboral, Graciela Pardo. Hoy existe una lista de trabajos peligrosos que no están permitidos hasta los 18 años.

About these ads

1 Comentario»

  victor wrote @

yo soy un amante delos caballos me encantan todo carreras raid ipico polo y tengo conocimiento pero no tuve la oportunidad asi que si elguien tiene y puede y quiere me drias una oportunidad soy de uruguay tengo 25 de edady soltero grasias y perdon por las molestias


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: